6 Consejos para enfrentar el Jet Lag

Aunque viajar constituye casi siempre un placer y es bueno para el alma, también deja inconvenientes como el Jet Lag, fundamentalmente provocado por los viajes interoceánicos.

El trastorno, resultado de los cambios rápidos de zonas horarias, altera nuestro reloj interno hasta mantenernos despiertos cuando los demás duermen o a la inversa.

El tema es cada día más actual, cuando la tecnología permite viajes más largos sin escala, como el de Singapur-Nueva York de 18 horas y 45 minutos.

Si bien son pasajeros, los síntomas del Jet Lag pueden afectar nuestras vacaciones o reuniones de trabajo. Además del insomnio provoca dificultad de concentración y un malestar general que en ocasiones nos vuelve irritables y puede hasta arruinar un buen momento.

Afortudamente existen recursos famaceúticos para ayudar a enfrentar el rigor de los viajes largos.

A continuación Wellness Destiny reproduce algunos consejos de la prestigiosa Clínica Mayo:
  • Mantenerte hidratado. Los expertos recomiendan beber mucha agua antes, durante y después del vuelo. Ello ayuda a enfrentar el ambiente seco de la cabina. El consumo de alcohol y cafeína contribuyen a la deshidratación y afectan el sueño.
  • Adaptate al horario del destino. Si en tu destino es de noche, trata de dormir en el avión. Para ello audíliate de tapones para oídos, auriculares y antifaces. Pero si en tu destino es de día intenta no dormir (ya existen aplicaciones para ayudarte)
  • Llega con tiempo para adaptarte. Si viajas a una reunión importante y puedes planifica tu llegada para un par de días antes.
  • Descansa antes de viajar. El jet Lag empeora si comienzas el viaje con falta de sueño. Ajusta progresivamente tu horario. Si viajas al este, trata de acostarte una hora antes varias noches antes de la partida. Si vuelas al oeste, acuéstate una hora más tarde. También es conveniente ir moviendo tus comidas a un horario más cerca de lo habitual en tu destino.
  • Regula la exposición a la luz brillante.  Si atravesaste más de 8 husos horarios hacia el este usa gafas de sol y evita la luz brillante de la mañana y disfruta la mayor cantidad posible de luz solar hacia el final de la tarde.  (El cuerpo puede confundir la luz del amanecer con el crepúsculo y viceversa)
  • Permanece en el nuevo horario. Una recomendación de los especialistas es ajustar el reloj a la nueva hora antes de salir y aplicarlo: aunque estés cansado, trata de no dormir en el nuevo destino y come con la hora local.

Aunque un desfase de horario bien vale un viaje de placer, sin dudas lo disfrutarás más si sabes reconocer este inconveniente y enfrentarlo conscientemente.

Wellness Destiny / Foto: Silvia Rita (Pixabay)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa MATA-HOYGAN para eliminar el Lenguaje HOYGAN y Censurar el Lenguaje Obsceno.